HOY COMPARTIMOS… OBSESIONES

Hoy se inaugura oficial y simultaneamente en distintos puntos del mundo el grupo bloguero “Hoy Compartimos…”
En “Hoy compartimos…” varias blogueras cada día 10 del mes exponemos individualmente y a nuestra manera algo que previamente hemos acordado colectivamente. Es decir, consiste en ofrecer distintas visiones de la misma cosa desde blogs que tienen diferentes orientaciones. Somos blogs ante todo creativos: ideas, soluciones, manualidades y artesanía, decoración, etc, etc, etc.
Bueno,  “Hoy compartimos… obsesiones” en este día 10 de febrero.
 ¿Quién está libre de decir que no tiene obsesiones?. La respuesta correcta es ¡¡¡¡¡ NADIE !!!!. Vale que compartir, compartir…, compartes las que quieres, así que dentro de aquellas obsesiones que son confesables, voy a compartir una de ellas. Pero para empezar, una serie de puntualizaciones:

1. Si se trata de obsesión, partimos de la base de que es algo irracional. De hecho la RAE define Obsesión, del lat. obsessĭo, -ōnis, asedio, como: Perturbación anímica producida por una idea fija. Idea que con tenaz persistencia asalta la mente.

Esta segunda me encanta, una idea asaltando mi mente, me lo imagino perfectamente: pequeños seres que primero van llegando solos y lentamente, se sientan de picnic en tu cerebro y no te das casi cuenta. Y cuando ya eres consciente es porque lo están haciendo en masa, cual autobuses de japoneses, y dando muchos saltos, son minúsculos y rebotan sobre sí mismos, llevan muelles en las suelas de sus pseudobotas. Son de varios colores, pero predomina el amarillo y el azul petróleo, si hay alguno que inusualmente queda rezagado, siempre es verde botella.

2. No necesariamente debe existir el interés en deshacerte de la obsesión en cuestión, incluso puede que no seas realmente consciente de la perturbación anímica que ello constituye, o incluso que dicha perturbación sea lo que da sentido a tu vida, así que obviamente no quieres eliminarla.

3. En coherencia con las anteriores premisas, esta idea fija y de tenaz persistencia no tiene por qué ser así juzgada por el portador. Dicho de otra manera, cada vez que la idea insinúa manifestarse, lejos de evitarla, vamos a justificarla y alimentarla, para que siga creciendo y creciendo y creciendo, ¡¡¡vamos a cebarla para no sacrificarla !!!. Porque oye, para algo es una obsesión, ¿no?
Bueno, pues allá va mi obsesión. ¿Tanta historia era necesaria para decorar mi simple y tal vez absurda obsesión?: LAS BOLSAS. ¿Os parece una obsesión de señora zumbada viviendo con 63 gatos en casa?. Bueno, pues no es mi caso, pero escuché una vez el de una mujer anciana que cuando murió le encontraron cajones llenos de las flores del plástico que envuelve el papel higiénico Colhogar recortadas…

Negativo, cada una de estas bolsas tiene su razón de ser,  y aún me hacen falta muchísimas más.
Aquí sólo va a aparecer una muestra:

Bolsa para llevar la comida al trabajo. Aquí no se ven, pero tiene todo tipo de detalles, en particular un compartimento interior para llevar los cubiertos sin riesgo de accidente, y una flor de ganchillo en la parte de delante. La base es muy grande para que me quepan bien los recipientes, pero con un sofisticado sistema de clecs se queda como en la imagen.

De hecho hice un par de bolsas con el mismo fin, pero más prácticas, que podeis ver aquí

Bolsa para las pinzas. Inspirada en un modelo bordado que en su día hizo mi abuela. Este está hecho con retales, y fue una de las primeras cosas que hice con mi máquina de coser. Está viejecita y necesita sustitución. ¿Qué haré con la vieja?, ¿conseguiré tirarla o seré Diogénica?

Bolsa para regalar vino o cava. Esta bolsa la tengo hecha para cuando regale una botella de vino o cava a alguien. Lo que ocurre es que resulta algo veraniega, así que esperaremos; la botella ya la tengo🙂 Una vez regalada, la persona homenajeada la puede emplearla para llevar los zapatos en la maleta, o como bolsa de pan (aunque parece que esto último ya está en desuso, no?). Espero que no la use para volverla a regalar… y menos una cadena de forma que vuelva a mis manos

Bolsa para ir a hacer pequeñas compras por el barrio. Si te fastidia como a mí que allá donde vas te coloquen una bolsa de plástico minúscula, sin ningún arte, y de tamaño más que insuficiente para poder usarla reciclarla para basura…, esta es la bolsa que necesitas. Una bolsa de lo más coquetón, pequeña, que sirve para hacer pequeñas compras: farmacia, mercería, ferretería. Esta además es reversible, trabajo inútil, pero oye, ¿y lo monísima que es?

Bolsa para los utensilios de manicura y pedicura. Soy perezosa para la pedicura, y práctica para la manicura, pues apenas me decoro las manos ya que todo se me cae al trabajar tanto con ellas. Pero lo de los pies es otra cosa, y se me ocurrió hacerme una bolsita con todos los enseres, para ver si ya que me hacía los pies, me animaba con las manos. Al tenerlo todo junto parece que no es tan difícil animarse, no?. Simplemente es coger la bolsa, y manos a la obra.

Bolsa de la envidia (sana). Cuando programé el sorteo para el día de los Reyes Magos hice esta bolsa para regalarla

 Modestia aparte me encantó, así que decidí hacerme otra para mí, pero menos cuidada, más de campaña, por si la persona ganadora decidía elegir este premio de entre los tres que ofrecía. No fue el caso, pero ya llevo tiempo disfrutando de la mía. La otra…, cuando tenga que hacer otro regalo, me gusta hacer regalos (recibir también, aviso).

Bolsa para no pasar frío ni dolor. También fue objeto de sorteo, y de hecho fue lo que la ganadora eligió. Estas dos en particular son las mías, una es antigua y la otra es de reciente adquisición a mí misma. Uso las dos, una en los pies y otra en los riñones, mmmmmm, zzzzzz después🙂

Y estas son sólo algunas de las bolsas hechas por mí…. , ahora va una muestra del total de las que he comprado:
Esta es la primera bolsa de plastico por la que pagué, en Berlin, y además en el lateral se puede leer mi consigna:¿ por qué pagar más?

Esta bolsa, mal que me pese reconocerlo, la compré en los chinos, pero…. ¿no os parece chulíiiiiiisima?. Fijaos en el estampado tan rico que tiene. La uso para mis labores en desplazamientos.

Estas de los elefantes las compré en Londres, la de abajo es la peque.

Esta es de una cadena de supermercados italianos, la tengo también en beig. Rápidamente se rompió, y la tuve que hospitalizar y practicar puntos de sutura.
Esta también es de Londres, tengo la colección completa: en arpillera beig y más grande, en lona beig y más grande aún, y pequeña color vino (que es para botellas de vino)

Esta es la única, creo, que he comprado en España, es del gigante francés, la ví y me enamoró, pero me reprimí de comprar otras.
 Y ahora es cuando lo puedo decir: he echado pestes de la decisión de los supermercados que les hizo cobrar las bolsas porque me parece que se han acogido a la ley de la forma más oportunista y no necesariamente ecológica, pero…, confieso que estaba deseando necesitar el usar bolsas de la compra así de bonitas (ahora es cuando me caen los tomates, abucheos y silbidos, au!!!). A mi favor he de decir que aunque soy de Valencia no tengo ninguna de las que vende la cadena de supermercados de referencia nacional.
¿Hasta dónde habeis acabado de mis bolsas?, ¿tal vez con ganas de meter la cabeza en una de ellas?????. Si es así lo siento…, es mi obsesión.

Puedes ver más obsesiones compartidas en:

ah, y esto es sólo el principio !!!, VAMOS A SER MÁS, no os lo perdais

28 responses to “HOY COMPARTIMOS… OBSESIONES

  1. ¡me encaaaaaaantan! me encantan las bolsas y la forma en que lo contaste! es genial. Además, creo que todas las mujeres tenemos una especie de obsesión con los "estuches" en general, entiéndase: neceseres, bolsos, bolsas, carteras, fundas para móvil, para gafas, para ir de pic-nic, para ir al gimnasio, para ir … para hacer… de todo.(Hoy voy a clase de costura y tengo muchas ganas de hacer un neceser… creo que mi obsesión va más por ahí)

  2. Comparto!!!Me gustan mucho las bolsas de tela y cuando me encuentro una Buena, Bonita y Barata no me resisto. Me gustan para los mandados, para la playa o para usar como cartera en verano. Nunca probé hacer una… pero ya tengo algunos tutoriales pineados, así que me tengo que animar! Pueden ser un regalo hermoso …digo… para no seguir coleccionando! ;)Besos ♥

  3. Ely

    Tengo lindos bolsos de tela reciclable…creo que podria enviarte uno para tu coleccion…besos!

  4. Sin duda una curiosa obsesión. Me ha gustado.

  5. Que monos! Cuantos modelos!!Saludos!Veronica.Los Mundos de Nika Vintage.

  6. Me he reido un monton con tu post, sobre todo con tu forma de imaginarte la obsesion entrando inseperadamente en tu cabecita, jajaja!!! Luego, lo de las bolsas, me ha dejado K.O. Cuantas bolsas diferentes!!! pero son todas chulisimas!!!Por ejemplo, la de las pinzas de la ropa me ha llamado mucho la atencion. Es que vaya si eres mañosa, con esas bolsas para la comida tan cucas, madre mia. Cada vez tengo mas ganas de una maquina de coser y tu tienes la culpa!!!!!Aprovecho para decir que las bolsas calentadoras son el gran descubrimiento de este invierno, ahhhh, que agradables que son!!!! Lastima que se les haya ido el aroma tan pronto!!!Bueno, un beso. Por cierto: sí, esto ya se puede considerar sindrome de Diogenes. Confirmado.

  7. Vaya,es que esa es otra, no te pueden decir la cantidad de bolsos que tengo, y estuches para todo tipo de necesidades, y lo peor es que los hago sin necesidad. Ahora bien, si me dices que es obsesiónfemenina … Pues ya abandono la terapia

  8. Efectivamente, hay veces que las hago y luego las regalo, porque de otra manera…no obstante voy observando que no soy tan rara, ja, ja,ja

  9. Yo encantada, pero… yo no sería capaz de deshacerme de bolsas así como así🙂 besos

  10. Me alegro mucho, gracias por tu comentario guapa

  11. Muchos muchos muchos, y tengo más, no tengo claro si es obsesión o fijación. Gracias🙂

  12. ¿Ah si., pues como te pongas a coser también te hermanarás con Diógenes pues a todo le encontrarás potencial, tú verás lo que decides ya que tienes fobia a la acumulación…

  13. Ely

    MI niña los tengo repetidos jajaja de lo contrario no te lo ofreceria…

  14. No me lo digas dos veces, yo tengo un morro que me lo piso y encima a todo le encuentro utilidad😉

  15. Vaya, yo básicamente tengo del mercadona. Y tengo varias porque me olvido llevarlas. Pero reconozco que las tuyas son muyyyyy bonitas, preciosas. Besos

  16. La esencia de ego es que tú eres más práctica, yo más obsesiva. Para que no se me olviden yo las llevo siempre en el maletero del coche, y en ocasiones otras que tengo que se pliegan en si mismas las llevo en el bolso. Sí, tengo más de las e se ven aquí

  17. Es verdad, Pángala, mi obsesion es la "no acumulación". Cuando me da la "ventolera" (como yo le llamo), me vuelvo loca tirando cosas. Soy antidiógenes, así que lo de la maquina de coser a lo mejor no es buena idea, no sé!

  18. Que era broma, la máquina de coser es lo más de lo más, no te ibas a arrepentir, te ahorras un pastizal, puedes dar solución a tus necesidades, improvisar regalos urgentes etc etc etc. Haz caso a esta solución Pángala

  19. Pues me han encantado, hubiera seguido viendo bolsas. Yo no tengo ninguna, bueno, una de mercadona y una bolsa preciosísima para el pan que me compré este verano en un pueblecito de la Alsacia y que siempre me olvido cuando voy a por el pan.besos.

  20. Si ya lo digo yo que tengo que hacerme con una máquina de coser, ya!! cuando veo las cosas que hacéis tan bonitas, ME APETECE!!Tienes la misma obsesión que mi tia, ella tiene miles, pero tu colección es alucinante y chulísimas todas.Besos guapa.

  21. Que bonitas y que originales!! a mi si que es para tirarme tomates porque sigo llevando las que hay en los supermercados, y la verdad reconozco que llevar bolsas como las que nos enseñas es todo un puntazo! que chulas!😉

  22. Una obsesión como otras tantas, ja, ja, ja

  23. Me imaginaba que tus obsesiones irian sobre bolsos,que nos vamos conociendo.Un besitoVero

  24. Hola! Me ha encantado! además, una bolsa para cada cosas! Felicidades, me han gustado mucho.

  25. Ana

    Nunca me hubiera imaginado lo de coleccionar bolsas……son chulisimas , lo de la máquina de coser es mi asignatura pendiente , tengo que aprender a coser como sea , porque viendo las cosas tam chulas que se pueden hacer….Tengo que ver despacito tu blog, me encnata y te seguiré.Besos.ANA

  26. bueno, yo no lo concibo como una colección, realmente las uso todas, me gusta hacerlas así que busco necesidades (obsesivamente, pero necesidades ,je,je), y las de la compra las uso hasta decorativamente.Gracias por tu comentario🙂

  27. Me ha encantado esta entrada y su impecable y divertida presentación. Las bolsas son preciosas. Me has hecho recapacitar y yo también tengo un montoón de bolsas pero guardadas, de todo tipo. No lo había pensado… si es que guardo hasta los estuches del cole y los bolsos pequeños de mis hijas. Va a resultar que yo también estoy obsesionada. Un beso, Ana

  28. ¡¡¡Pángalaaaaaaaaaaa!!!¡Qué bolsos más bonitos!Yo vine a tu blog para contarte que me he tropezado con dos amigas tuyas blogueras: la vida lalala y con cabeza y manos, y que casualmente habían hecho bolsos de tela recientemente… y me hice seguidora de ellas…No me acordaba de los tuyos… ¡¡¡preciosos!!! Esto sí que es arte…¡¡¡Muchas felicidades!!!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Categories

%d bloggers like this: